UCRANIA Y WASHINGTON; MOSCÚ Y MINSK; BERLIN Y PARIS; DE LA GUERRA EN NOVORROSIA A LA GUERRA GLOBAL
 
Sin lugar a dudas el Señor Mosciatti perdió un ojo aunque no en las protestas populares, si no en las demandas y huelga de los trabajadores de Radio Bio Bio, de la cual él es parte del directorio de esa emisora, tal condición lo imposibilita de ver las declaraciones que nuestra organización ha sacado frente al tema del levantamiento social y de nuestra participación en este tema, eso para empezar, respecto del narcotráfico le informamos al señor Mosciatti que si va a opinar sobre ese tema sería bueno que analizará lo que venía ocurriendo antes de la explosión social, en que salían dados de baja permanentemente Carabineros formados, vestidos y pagados por todos y todas los y las chilenxs que prestaban servicios como soldados protectores de bandas de narcotraficantes, en el marco de súplicas en las poblaciones ante el aumento de narcotraficantes, sin que la policía hiciera nada, una de las razones de este despertar entonces 
Sr. Mosciatti debe dar vuelta su análisis en forma real y correcta y apuntar sus dardos infectados y mal intencionados a la cúpula de Carabineros y no hacia nuestra organización.
Sería bueno que este afamado, abogado, dueño de medios de comunicación y analista se contactara con las policías y municipalidades de provincias y regiones y verá que la mayoría de las denuncias por actos vandálicos y saqueos, los autores eran delincuentes comunes, o integrantes de partidos de la derecha o narcotraficantes. 
Otro elemento que sería bueno analizar; las razones y por qué, los vecinos no denunciaban a los narcotraficantes se va a encontrar con la siguiente respuesta "Porque los Narcotraficantes, llegaban Antes que Las Policías"
Ahora le recordamos a este comentarista, jamás nuestra organización fue integrada por delincuentes, solo recogimos las demandas de justicia ante una dictadura brutal que estaba asesinando al pueblo, además padecía hambre,  persecución diaria y permanente. Lamentablemente señor Moscciatti usted entre otros, no habían nacido para la independencia, lo más probable hubiesen tratado a los Hermanos Carrera y a Manuel Rodríguez de delincuentes. 
Que falta de respeto para quienes se ponen del lado de la justicia, del amor al prójimo, de la soberanía de nuestra patria, en contra de la corrupción, la mentira, de los sobornadores, malhechores, abusadores quienes se han convertido en una casta, intocable que mantienen medios de comunicación para que los alaben, valoren, reconozcan como necesarios en una sociedad desigual y corrupta.
Una de las tantas razones por la cual el pueblo está en las calles, lo que valoramos y encontramos legítimo, y como parte de ese pueblo nuestros (as) militantes, colaboradores, y base social de apoyo participa activamente. Y lo hemos hecho acorde al contexto, aunque sus patrones quieran empujarnos a que actuemos militarmente, para justificar y transformarnos en un pretexto para que las fuerzas represivas acribillen al pueblo.
Tenemos muy claro quien tiene el monopolio de las armas, también sabemos que la fuerza del enemigo del pueblo no lo enfrenta con las ideas, porque carecen de argumentos y capacidad para discutir, y en todo momento usan la fuerza, la represión y el terrorismo de estado, su jefe o patrón el señor Piñera usa la mentira y las migajas para acallar las justas demandas.  
Infórmese señor Moscciatti, antes de hacer sus acusación sesgada y mal intencionado, que buscan un enfrentamiento para alimentar sus medios de comunicación con la sangre de inocentes, los Rodriguistas somos pueblo y con ellos vamos a estar siempre nuestrxs militantes, colaboradores y base social se encuentra desparramada en todas partes, somos obreros(as), profesionales, pequeños empresarios(as), somos cristianos (as)  somos militares, marinos, aviadores, en donde usted no se imagina, existe un Rodriguista luchando en contra de este modelo depredador e irrespetuoso de la vida y el ecosistema como lo destaca la comunidad internacional de forma transversal.
Señor Moscciatti los Rodriguistas nos entregamos de lleno a enfrentar a los enemigos del pueblo, que detenían, secuestraban, encerraban, torturaban, violaban, hacían desaparecer o los exiliaban, les confiscaban sus pertenencias y se adueñaban de las empresas, los recursos naturales de todxs los habitantes de esta larga y angosta faja de tierra, y se los repartían o vendían a empresas trasnacionales. Quizás no fuimos tan efectivos haciendo justicia, pero al igual que la hoy llamada “primera fila” permitió que nuestro pueblo se expresara en las calles cada vez con menos miedo.
Esperamos que se retracte y busque la responsabilidad en su patrón Piñera y sus secuaces. 
Dirección Nacional
 FPMR

Facebook